Adaptación-1000x155 (1)
Adaptación-1000x155 (1)
Bruějula Digital 1000px x 155px
Bruějula Digital 1000px x 155px
19/10/2023
Atando cabos

Obsesionados

Rodolfo Eróstegui
Rodolfo Eróstegui

Al parecer las autoridades, los empleadores y muchos de los académicos tienen un sentimiento de culpa porque a pesar de que la economía crece, no generan empleo de calidad o decente.

Las mediciones del mercado de trabajo muestran, según los métodos oficiales, tasas bajas de desempleo, pero un sentimiento de culpa acompaña a todos los formuladores de las políticas de empleo porque presienten que lo que publican como buenos resultados, en el fondo no son buenas noticias. Creo que las encuestas no están mostrando toda la verdad, los métodos y las preguntas de las encuestas no están cubriendo todos los ángulos y por lo tanto, se están ocultando parte de  la realidad del mercado de trabajo.

Por más esfuerzos que hacen no logran calmar las grandes tendencias que se agitan en el mercado de trabajo. Por un lado encontramos que el cambio tecnológico, que aporta con el crecimiento de la productividad, elimina la mano de obra empleada. Por ejemplo, la introducción de la mecanización en la zafra de caña de azúcar, ha eliminado mano de obra: por cada máquina que se introduce en esta faena, según Gustavo Pedraza, se expulsa a 100 trabajadores en la zafra. Hace 20 años se contrataba a más de 40 mil zafreros por año, ahora, luego del proceso de mecanización no hay más de 6 mil trabajadores.

Cuando se ingresa a un banco uno visualiza unas 10 ventanillas de atención al público, pero sólo despachan en tres. El grueso del trabajo de atención a los clientes lo realizan los cajeros automáticos. Además, en los últimos años se han difundido las plataformas virtuales para el pago de servicios, para la transferencia de dinero dentro y fuera del país. Esto nos alivia de las interminables colas para ser atentado, pero también ha provocado que los bancos contraten a mucho menos personas. Así como estos dos ejemplos hay muchos más en todos los sectores de la economía.

Pero esas son las fuerzas que los Estados no pueden controlar, sin embargo, hay otros aspectos que, si están en sus manos, por ejemplo, las normas que hacen difícil que los empleadores canalicen sus recursos en nuevos emprendimientos y de esa forma crear nuevos empleos. Una de esas normas es la laboral.

En la década de los 70 la asociación de los laboralistas sugirió algunos temas de nuestra ley que debían ser cambiados, sin  embargo, la misma fue rechazada, en la década de los ochenta el laboralista Isaac Sandoval presentó un proyecto de ley, también fue rechazada, en los noventa se redactó una nueva ley que no pudo ser puesta en práctica, en este siglo, en el gobierno de Evo Morales se propuso una nueva Ley que las organizaciones de trabajadores no la aceptaron. También existen otros esfuerzos como los que realiza el Grupo Prisma con la Plataforma Laboral que redactaron con base en el esfuerzo de muchos laboralistas una nueva propuesta, publicada pero no tomada en cuenta.

De ahí que se dice que los sindicatos protegen a los trabajadores activos, pero no a aquellos que no tienen un empleo. Esta actitud está provocando que la economía informal crezca de manera más dinámica que la economía formal.

En todo este tiempo las personas encontraron un refugio laboral en la informalidad. Creció tanto que desde el Estado se propusieron formalizarlos, pero formalizarlos significaba que estas personas sean contribuyentes con impuestos. Se ofreció muchos incentivos para que las personas se formalicen. Algunos aceptaron registrarse como contribuyentes en impuestos internos y de esa forma poder acceder a vender bienes y servicios al Estado. Pero a pesar de ese esfuerzo, la informalidad siguió creciendo. Al poco tiempo les vino el arrepentimiento porque sentían que una mano ajena ingresaba a sus bolsillos y se llevaba parte de su esfuerzo y los dejaba igual o peor que antes.

Son todos estos aspectos y algunos otros más que impiden que los frutos de los operadores del mercado de trabajo puedan tener éxito. Pero también son estos aspectos que hacen que ellos estén obsesionados con crear empleo.



Banner BD 160724
Banner BD 160724
bk-cuadrado
bk-cuadrado