Brújula digital 728x90 px
Brújula digital 728x90 px
Sostenibilidad| 10/09/2021

Opinión - Contribuir a mejorar vidas

Luis Romero
Presidente del Directorio de Credicorp
Opinión - Contribuir a mejorar vidas

En todos mis años de experiencia, siempre he pensado que desde el ámbito empresarial también podemos contribuir significativamente al desarrollo de la comunidad. A fin de generar mejoras realmente sustanciales es necesario interiorizar esta premisa en nuestro mindset corporativo, que respondan a una estrategia y no únicamente a coyunturas específicas. En ese sentido, la filantropía y un enfoque sostenible son estrategias no solamente compatibles, sino complementarias para la consecución de estos fines en cualquier organización.

Con esto en mente, reafirmo el propósito que asumimos desde Credicorp: contribuir a mejorar vidas acelerando los cambios que nuestros países necesitan. Un compromiso que abarca tanto las operaciones propias de los negocios que desarrollamos a diario, como aquellas acciones que permiten generar impactos positivos y sostenibles en las comunidades donde tenemos presencia: Perú, Bolivia, Colombia, Chile, Panamá y Estados Unidos.

Nuestros principales programas, en tal sentido, se enfocan en los aspectos en los que consideramos estamos mejor posicionados para impulsar en la sociedad: educación y alimentación de calidad, educación financiera e inclusión financiera. Entre ellos vale la pena destacar el voluntariado corporativo en nuestras empresas para capacitar a los emprendedores; el programa de Becas BCP como parte de nuestro compromiso por la educación; las consultorías para proyectos sociales a través de Asesoría Pro Bono e Invirtiendo Futuros de Credicorp Capital, donde los colaboradores ponen al servicio de la comunidad su expertise y parte de su tiempo; y tan fuertes como el hierro de Pacífico para combatir la anemia.

Crisis sanitaria y económica

Desde el inicio de la pandemia, nos organizamos para llevar ayuda a la sociedad, pues sabíamos que era –y sigue siendo– la situación más crítica que hemos vivido en el mundo en las últimas décadas.

De esa manera, desplegamos campañas de solidaridad como #YoMeSumo, la mayor donación desde el sector privado en la historia del Perú y que sirvió para apoyar a más de 160 mil familias vulnerables a través de bonos sociales. También destinamos más de S/ 5 millones para financiar pólizas de seguro de vida para trabajadores de la primera línea de combate contra el Covid-19, entregamos miles de equipos e implementos de bioseguridad y nos sumamos a Respira Perú para dotar de oxígeno a millares de peruanos en situación vulnerable. Adicionalmente, unimos esfuerzos con el Estado para distribuir ayudas económicas a millones de personas a través de nuestros canales físicos y virtuales. Durante el año pasado, el valor de la ayuda social que desde Credicorp efectuamos como respuesta a la pandemia bordeó los S/ 135 millones.

Más recientemente, hemos tenido el honor de poder contribuir a la campaña de vacunación en el Perú mediante la gestión del Vacunacar del distrito de Chorrillos, el más grande del país con capacidad de atender a más de 3.000 personas al día.

Un camino por recorrer

Si bien las acciones filantrópicas por parte de las empresas no son todavía lo frecuentes que debieran en Latinoamérica –un artículo reciente de @TheEconomist evidencia que aún existe mucho espacio para desarrollarlas– sí existen experiencias exitosas en la región y otras realidades cercanas. Solo por mencionar algunas, están la Fundación Carlos Slim en México, la Fundación Santo Domingo en Colombia y, en Estados Unidos, la Fundación Rockefeller.

No debemos perder de vista que las iniciativas filantrópicas también generan efectos positivos en el desempeño de las empresas desde la perspectiva del negocio. Hoy, los consumidores y otros actores importantes del mercado son más exigentes en cuanto a las operaciones que desempeñan las compañías y no se satisfacen con los resultados meramente financieros. Los criterios ESG, por ejemplo, cobran cada vez más relevancia, tanto para los consumidores finales como para las fuentes de financiamiento.

Los invito a intercambiar iniciativas y propuestas a fin de seguir sumando esfuerzos para contribuir a mejorar vidas. En Credicorp lo seguiremos haciendo en el marco de nuestro compromiso con la sociedad.