Sociedad | 06/08/2020

Perú compró 840.000 tabletas para sus escolares y así combatió los problemas de la pandemia

Perú compró 840.000 tabletas para sus escolares y así combatió los problemas de la pandemia

Brújula Digital |6|8|20|

La pandemia del coronavirus ha obligado a suspender las clases presenciales en los colegios en el mundo para evitar la propagación del virus. Por ello, la educación escolar se comenzó a llevar a distancia, es decir, de manera virtual. Perú, por ejemplo ha decidido comprar 719.000 tabletas para estudiantes del área rural y 124.000 para estudiantes del área urbana, todas con conexión a internet para reforzar la educación a distancia.

La compra de más 840.000 tabletas con acceso a internet fue aprobada y anunciada por presidente de Perú, Martín Vizcarra y se oficializó a través de un decreto legislativo. Los equipos están destinados a estudiantes en situación de pobreza y vulnerabilidad económica, según reportó la Agencia Peruana de Noticias.

"Para nadie es desconocido que la calidad de la educación en Bolivia tiene grandes desafíos a la hora comparar sus resultados frente a otros países de la región. Mientras Bolivia 'cierra prematuramente' el año escolar, desalentando los esfuerzos de los maestros, padres de familia y directores, países como Chile discuten cómo renovar su modelo de evaluación para la nueva generación de bachilleres", dijo en una columna el especialista en educación Willy Chambi.

Chambi agregó que "Perú, por su parte, anunció que no se volverá a clases presenciales en este 2020, pero para dar continuidad a la educación compró 719.000 tabletas para estudiantes de áreas rurales y 124,000 para estudiantes del área urbana, todas con conexión a internet".

El presidente Vizcarra incluso había anunciado que en las zonas alejadas de ese país, donde no hay el servicio de energía eléctrica, se entregará la tableta con cargadores solares.

El Decreto Legislativo 1456 autoriza al Ministerio de Educación de ese país, de manera excepcional durante el año fiscal 2020, a efectuar la adquisición de dispositivos informáticos y/o electrónicos para que sean entregados a las Instituciones Educativas Públicas focalizadas.

También autoriza la contratación de servicios de internet, con la finalidad de que sean usados para implementar el servicio de educación no presencial o remoto para los docentes y estudiantes. La misma fue emitida el 9 de abril de 2020 para dar continuidad a la gestión educativa ya que las clases presenciales fueron suspendidas este año.

Por tanto, Perú resolvió el tema sobre la educación virtual. Mientras que el gobierno boliviano tomó la determinación el pasado domingo de clausurar el año escolar debido a la falta de condiciones para que los estudiantes puedan pasar clases por vía virtual, principalmente en el área rural.

Las autoridades educativas peruanas, dijo Chambi, esperan que esta pandemia "no afecte los alentadores resultados que sus estudiantes alcanzaron en las pruebas PISA de 2018, en la que Perú subió 13 puntos en comparación con la prueba PISA de 2015. El desempeño de los alumnos peruanos en matemáticas es comparable a los de México, Costa Rica y Colombia; en ciencias han superado a Brasil y Argentina".

A diferencia de Perú, Bolivia no logró avanzar en el tema de la educación virtual. Nuestro país es el único en el mundo que ha clausurado el año escolar por la pandemia del coronavirus, una  medida fuertemente criticada por especialistas, dirigentes opositores, asociaciones de padres de familia y sindicatos de maestros.

También criticaron o mostraron preocupación por la decisión algunos organismos internacionales, como la Oficina de las Naciones Unidas Contra la Droga y el Delito en Bolivia (UNODC), el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef).

Para Unicef, la decisión es una “terrible pérdida para los niños, niñas y adolescentes de Bolivia”.

BD/ML