Sociedad | 16/03/2020

Con diversas medidas, Bolivia se prepara para enfrentar la expansión del coronavirus

Con diversas medidas, Bolivia se prepara para enfrentar la expansión del coronavirus

Centrica calle de la ciudad de Oruro semidesértica por la cuarentena que rige a partir de este lunes en esa ciudad por el coronovirus (Foto Bolivia Nueva)

Brújula Digital|16|03|20|

Debido al aumento de casos sospechosos de coronavirus en el territorio nacional, además de las autoridades nacionales, las autoridades departamentales y municipales toman medidas más fuertes de control para evitar la propagación del coronavirus.

Así, Oruro y Sucre se declaran en cuarentena, Tarija restringe transporte desde y hacia el departamento y Cochabamba también asume medidas.

El gobierno de la presidenta Jeanine Añez, ante los 11 casos confirmados de coronavirus en Bolivia, dispuso varias acciones para frenar a esta enfermedad, las más recientes son, la declaratoria de trabajo en horario continuo, la prohibición de fiestas y de cualquier reunión de más de 100 personas, además de la eliminación de aranceles para la importación de insumos médicos.

El pasado viernes, el municipio de Oruro dispuso cuarentena por 14 días, con restricción de viajes hacia y desde la ciudad, además de limitaciones para el transporte, circulación de personas y atención de mercados, medida rige desde las cero horas de este lunes hasta el 31 de marzo.

Debido a esta medida, los ciudadanos orureños coparon los mercados el fin de semana pasado para abastecerse ante la emergencia. Hasta la medianoche del domingo, la región experimentó una especie de éxodo, con viajes internos y externos de vehículos cargados de pasajeros, alimentos y enseres (cochones y catres).

En la ciudad de Sucre, la alcaldesa Rosario López, anunció una cuarentena en el municipio de la capital, con restricción de circulación vehicular hasta las 15.00 horas en la ciudad y horario continuo en las fuentes laborales hasta las 14.00 horas.

En Tarija, la medida no fue municipal sino departamental, el gobernador Adrián Oliva dispuso ayer domingo, a través un Decreto Departamental, el cierre de circulación vehicular desde y hacia el departamento, con controles estrictos de ingreso y salida, especialmente en las zonas fronterizas con Paraguay y Argentina.

La situación en Cochabamba es similar, si bien no se determinó una cuarentena, autoridades, instituciones y organizaciones sociales de Cochabamba acordaron este lunes, restricciones locales para evitar la propagación del nuevo coronavirus en el departamento.

La representación regional definió la promulgación en las próximas horas de un Decreto Gubernativo a cargo de la gobernadora Esther Soria.

Entre las restricciones acordadas en Cochabamba están; se limitarán los viajes interdepartamentales e interprovinciales, las celebraciones de fiestas y la atención de bares y cantinas, además de reuniones masivas.

En horas de la mañana no se pudo consensuar que se realice la cuarentena, debido que, según muchos representantes sectoriales, causaría serios efectos en la economía de la región. Los trabajadores de Salud reclamaron una Ley de Emergencia Departamental para, con esa norma, se puedan disponer operativos, compra de insumos y la atención de la alerta regional.

Viajeros denuncian falta de control

Cuatro ciudadanos bolivianos, dos de Cochabamba y dos de Sucre, que se encontraban de intercambio en Italia, volvieron a Bolivia después de seis meses en el país europeo debido la emergencia por el coronavirus. Los dos jóvenes que arribaron al aeropuerto Jorge Wilstermann manifestaron que no fueron sometidos a control alguno, a pesar de las medidas que debían ser tomadas en los aeropuertos del territorio nacional.

Familiares de uno de los jóvenes de Cochabamba informaron al Sedes de dicha ciudad sobre el arribo de los estudiantes; sin embargo, al descender de la aeronave, no fueron recibidos con ningún control sanitario. Los estudiantes tuvieron que “exigir y reclamar atención médica al personal del recinto para que sean evaluados”, según informó el diario local Opinión.

En tanto, en Sucre los dos estudiantes que arribaron a la ciudad fueron recibidos por ambulancias y posteriormente fueron evaluados por personal médico en el mismo aeropuerto, donde se tomaron previsiones en el caso de que alguno de los viajeros tuviera coronavirus.

En Cochabamba, la madre de uno de los estudiantes improvisó un departamento donde su hijo se encuentra en cuarentena voluntaria como instruyó el Ministerio de Salud. Ambos jóvenes se encuentran en aislamiento voluntario a pesar de que no presentan síntomas del Covid-19.

La madre de una de los jóvenes indicó que su hijo, por decisión propia, se hará la prueba de laboratorio para descartar el coronavirus, estudio que podría costar aproximadamente Bs 1.000, aunque no dio detalles sobre el laboratorio que realizará dicha tarea.

En Sucre no se dieron mayores detalles sobre la situación de los estudiantes que llegaron de Italia y si estos cumplen aislamiento voluntario y están sujetos al correspondiente seguimiento de los servicios de salud.

A la fecha de los 11 casos de coronavirus confirmados en el país, siete se encuentran en Oruro, tres en Santa Cruz y uno en Cochabamba.