Política | 10/09/2019

Expertos sugieren uso de maquinaria porque voluntarios no pueden apagar el fuego en la Chiquitania

Expertos sugieren uso de maquinaria porque voluntarios no pueden apagar el fuego en la Chiquitania

El fuego continúa en la Chiquitania.

Brújula Digital|10|09|19|

El fuego empezó en julio, en agosto alcanzó su punto más alto, en septiembre continúa y ya se cuantifica que arrasó más de dos millones de hectáreas, de las cuales más de 700 son bosques convertidos en cenizas, en 11 municipios de la Chiquitania. Ante esta realidad, expertos internacionales ven que la mano humana no podrá apagar y por ello sugieren la intervención con maquinaria pesada.

El director del Centro de Operaciones de Emergencia (COED) de Santa Cruz, Enrique Bruno, informó el martes que un grupo de expertos internacionales realizó el lunes un sobrevuelo por la zona afectada por el fuego en la Chiquitania y advirtieron que la mano del hombre no podrá apagar el incendio y sugirieron hacer cortafuegos con maquinarias, según reporte de El Deber.

El gobernador de Santa Cruz, Rubén Costas, convocó a las autoridades del Gobierno a una reunión en la que estará presente la delegación internacional que ha sobrevolado la zona afectada y explicarán las sugerencias propuestas para combatir los incendios en la Chiquitania.

“Ellos tienen una propuesta, la única propuesta fiable significa todo el trabajo con maquinaria haciendo líneas de cortafuego a distancia, se van a necesitar muchas máquinas, necesitamos más orugas en todos los lugares del incendio. Esta es una prioridad y el Gobierno lo debe tomar como tal, porque ya esto no da abasto”, advirtió Bruno.

Advierten que la cantidad de energía, calor y vientos pueden generar bolas de fuego que avanzan por el aire y pueden viajar kilómetros y caer en zonas provocando nuevos incendios. “En Roboré se está conformando un fenómeno del fuego, ellos estudian el comportamiento, y ven que, por la acumulación del calor, por la cantidad de pastizales y vientos esto realmente puede desatar en otras situaciones”, acotó Bruno.

“Hemos pasado de un millón a dos millones de hectáreas quemadas. Continuamos con los asentamientos ilegales y un descontrol absoluto sobre las quemas”, indicó el secretario general de la Gobernación de Santa Cruz, Roly Aguilera, y exigió una mayor fiscalización sobre los chaqueos.

El fuego continúa en la Chiquitania

Cuando el número de incendios forestales había bajado a 18 el martes pasado y los bomberos y voluntarios que combaten el fuego podían dar un respiro, este fin de semana nuevamente se desbordaron las quemas al extremo de que el lunes había 51 incendios activos en 11 municipios cruceños.

Las autoridades indican que dos son las posibles causas para este fenómeno, una es el clima, es decir, no llueve en la zona desde hace varios días y los fuertes vientos reavivan las llamas; y la segunda causa es que hay gente que sigue prendiendo fuego deliberadamente, haciendo caso omiso a la Ley de Declaratoria de Pausa Ambiental, según reporte de El Deber.

En Santa Cruz, las primeras quemas se fueron registrando desde marzo; sin embargo, a mediados de julio cobraron fuerza. En todo julio hubo 2.858 quemas, mientras que en agosto la cifra subió a 10.844. Desde mediados de agosto el fuego es combatido por aire y por tierra Según el Sistema de Alerta Temprana de Incendios Forestales (Satif), de la Gobernación, el domingo había 379 nuevos focos de quema, principalmente en los municipios golpeados por los incendios.

 “Esta situación (de incendios) aún no termina, seguimos en un riesgo latente, pues todos los días tenemos focos de quemas nuevos”, dijo la secretaria de Medio Ambiente de la Gobernación, Cinthia Asin, al pedir a la población que tome conciencia porque las condiciones climatológicas y de sequía hacen que una quema salga de control y se convierta en un incendio.