Cultura | 19/06/2020

Trabajadores del MUSEF piden no ratificar en el cargo a la directora Espejo, afirman que cometió abusos y que su ciclo terminó

Trabajadores del MUSEF piden no ratificar en el cargo a la directora Espejo, afirman que cometió abusos y que su ciclo terminó

Brújula Digital |19|6|20|

Mediante un comunicado público, los trabajadores del Museo Nacional de Etnografía y Folklore (MUSEF) pidieron que la exdirectora de la entidad, Elvira Espejo, no sea designada nuevamente en el cargo considerando que ya cumplió un ciclo al haber estado durante siete años a cargo de la entidad.

El comunicado, que no lleva firmas, pide también que se investiguen supuestos actos de corrupción ocurridos durante la larga gestión de Espejo y denuncian que cometió abusos contra exfuncionarios.

El MUSEF y otras entidades culturales dependen de la Fundación Cultural de Banco Central de Bolivia, y con el nombramiento como director de la misma de Guillermo Mariaca se han anunciado cambios en algunas direcciones.

Aunque no se ha mencionado al MUSEF, algunas personas han iniciado una recolección de firmas para que Espejo, una artista plástica y documentalista de origen indígena, sea ratificada.

En el comunicado, los trabajadores señalan que “ante el anuncio de movilizaciones y declaraciones a favor de Elvira Espejo, exdirectora del MUSEF, la recibimos con mucho respeto, pero debemos aclarar que nosotros no apoyamos estas solicitudes”.

Entre las razones esgrimidas están la ya mencionada, referida a su largo mandato: “La gestión de Elvira Espejo cumplió siete años, no la están despidiendo, su ciclo terminó. En cualquier gestión, más aún en la pública, es sano cambiar de autoridades. Basta del culto al nombre o el rostro, son saludables los cambios en los mandos una vez que se culminó un programa”.

El comunicado también señala que “describimos con mucho dolor las voces de los excompañeros que fueron injustamente despedidos u obligados a renunciar hostigados por los maltratos de Elvira Espejo”.

Respecto de supuestos despidos ocurridos en los últimos días, el documento expresa que la “masacre blanca” en el MUSEF ocurrió, en realidad, entre los años 2016 y 2019, bajo la supervisión de la directora saliente.

También se menciona que “los méritos que constantemente se atribuyen a Elvira Espejo son del equipo del MUSEF, es síntoma de megalomanía endilgar los éxitos de una institución a una sola persona”.

Hace días se conoció que la Fundación Cultural del BCB hará cambios en algunas direcciones de los repositorios y museos que tiene bajo su custodia en las ciudades de Sucre, Potosí, Santa Cruz y La Paz.

Uno de los cambios corresponde al Archivo y Biblioteca Nacionales de Bolivia (ABNB), que está en Sucre y que tras la confirmación del alejamiento de Máximo Pacheco en la dirección, la investigadora Rossana Barragán asumiría ese cargo.