Cultura | 13/03/2020

Libro “El Narcoamauta”: Morales alentó el narcotráfico

Libro “El Narcoamauta”: Morales alentó el narcotráfico

Brújula Digital |13|3|20|

Milton Condori

Este mes fue presentado el libro “El Narcoamauta” de Jean-Francois Barbieri, quien fue expolicía francés especializado en la lucha de antinarcóticos en Marsella y agregado de Seguridad Interior en la Embajada de Francia en La Paz entre 2009 y 2012.

El libro, publicado por la editorial Plural, señala dos cosas importantes: la primera, que la lucha contra el narcotráfico impuesto por el gobierno del expresidente Evo Morales simplemente fue un engaño para tranquilizar a autoridades internacionales; y, segundo, que la corrupción, sumada a ella el narcotráfico, han penetrado en las estructuras estatales. El libro, además de dar un contexto histórico, insiste en los dos puntos ya mencionados que serán descritos a continuación:

1.- Lucha como farsa: Barbieri afirma que la lucha contra el narcotráfico simplemente fue una máscara discursiva para disuadir a las autoridades internacionales. El autor señala que el expresidente Morales tomó dicha medida para no afectar a su base de poder electoral, es decir, no luchó como decía para no tener contiendas con la base cocalera de la cual había salido. Por tal motivo, en vez de combatir la lucha antidroga, Morales expulsó a La Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés).

Con este acontecimiento, el expresidente puso en marcha su plan de lucha antidroga que consistía en “trabajar con la libertad de decisión”. Es decir, no se ataca a los cocaleros porque ellos pueden controlarse a sí mismos. Plan que para el autor pone en tela de juicio conjuntamente con la efectividad de La Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (FELCN).

Con la FELCN haciendo el trabajo de la DEA, las incautaciones que la unidad hacía eran, según Barbieri, totalmente fantasiosas.

2.- Bonanza económica: el autor afirma que el negocio del narcotráfico produce ganancias colosales. Es decir que el productor de coca siempre venderá su producto al mejor postor, en este caso, el narco. Según el texto, en 2018, el taque de coca (25 kilos) costaba aproximadamente 1.200 bolivianos, en comparación con el año 2006, donde el taque costaba entre 40 bolivianos. Es decir que hubo una subida de precios en los últimos años. Además, este precio es dado en el mercado: el texto afirma que, cuando se lo comercializa con narcos, el costo se eleva en 2 ó 3 por ciento.

La comercialización de la hoja de coca ilegal puede hacerse, según Barbieri, por aire, que es la vía más común dentro de Bolivia, es decir en avionetas; por tierra en las cuales se usan contenedores para su transporte.

3.- La corrupción dentro de la policía: según Barbieri, la corrupción es un modo de funcionamiento de la sociedad ya sea, incluso, en pequeñas medidas de la propia sociedad. El autor ejemplifica con los distintos modos en los cuales policías, guardias de seguridad y funcionarios realizan esa práctica habitual dentro de nuestra sociedad. Esto repercute a las poblaciones alejadas donde se sabe no hay ley que las gobierne.

También la corrupción ha impregnado a las autoridades, y, según Barbieri, a uno en particular: “al exdirector de la FELCN, René Sanabria, quien dirigía un servicio de informaciones directamente vinculado al ministro de Gobierno, fue detenido en 2011, en Panamá, por los servicios de la DEA. Extraditado rápidamente a Miami, enseguida ha sido enjuiciado y condenado a 14 años de prisión por su participación, e incluso organización, en una vasta red de tráfico de cocaína entre Bolivia y Estados Unidos”.

Los casos se suman dentro de la institución del orden. El libro hace mención del caso de 2019, cuando los policías mantenían vínculos con el narcotraficante brasileño, Pedro Montenegro, un narco con mandato de aprensión en su país que fue condecorado con la medalla de honor de la Policía boliviana.

Y con todo esto, la institucionalidad de la democracia peligraba porque el gobierno de Morales nunca combatió dichos elementos de narcotráfico.

“Narcoamauta”

El título del libro “Narcomauta” alude al caso de Valentín Mejillones Acarapi, el “líder espiritual” que posesionó a Evo Morales en Tiahuanaco. Fue cercano al expresidente y fue detenido en 2010 por tenencia ilegal de 240 kilos de cocaína y por tener un minilaboratorio en su vivienda ubicada en El Alto. El “narcoamauta” fue liberado luego de tres meses por irregularidades en su proceso.

En conclusión, el libro de Barbieri, afirma que en el gobierno de Morales convirtió a Bolivia en un narcoestado que posibilitaba por todos los medios su funcionamiento ilegal; que sus medidas de lucha antidroga comunal y sectorial simplemente fueron una fachada para autoridades internacional; que la corrupción fue el modo de funcionamiento de gobierno de Morales.