Cultura | 23/04/2019

Hay mucho que deducir del trailer de "Joker"

Hay mucho que deducir del trailer de "Joker"

Joaquin Phoenix como "Joker"

Brújula Digital 23|4|19|Jerussa Pozo“Siempre pensé que mi vida era una tragedia, pero ahora me doy cuenta de que es una comedia”. Esta es una de las frases, que posiblemente pasará a la posteridad de la memoria colectiva, del primer vistazo al tráiler de esa película, de casi dos minutos y medio de duración. Joker es dirigida por Todd Phillips (el mismo director de la trilogía de “¿Qué paso ayer?”) y protagonizada por Joaquin Phoenix.

La película está programada para estrenarse el 4 de octubre de este año y el primer vistazo al tráiler ya ha generado muchas expectativas, teorías y suposiciones acerca de uno de los villanos más icónicos del universo de Batman.

Recordemos a los actores que personificaron en el pasado al Guasón. Primeramente estuvo Cesar Romero, de padres cubanos, inmortalizado por la serie de Batman de la década de los años 60 (nunca quiso afeitarse el bigote, por lo que se lo puede notar aún bajo las capas de maquillaje); luego está Jack Nicholson, en la entrega de Tim Burton de 1989, quién presentó una versión teatral del icónico villano; más de 20 años después llegó Heath Ledger, con una versión mucho más parecida al comic, y aclamada por el público (recibió el Oscar póstumo por esta interpretación); luego tenemos a Cameron Monagham, de la serie “Gotham”, quien nos da una impecable interpretación de un Joker adolescente. Le sigue Jared Leto, en el “Escuadrón Suicida”, quién hasta ahora es considerado el peor guasón de todos.

Algo parece indicar que el Joker de Joaquin Phoenix será memorable (algunos fanáticos ya hablaron de una posible nominación al Oscar solamente al ver la sinopsis), por lo que un análisis del tráiler no está de más.

La canción que se escucha es “Smile”, de Nat King Cole, pero en la versión de Jimmy Durante. La letra de la canción encaja muy bien con la historia que vivirá nuestro villano favorito.

La historia se ambienta en la década de los 80 en Gotham o Ciudad Gótica. Nuestro personaje principal es asistido por una trabajadora social, que es la que ayuda a familias de bajos recursos, por lo que imaginamos que su situación económica es problemática. Arthur Fleck es el nombre “real” de Joker. Vemos una relación algo perturbadora con su madre, quien le dice que su misión es traer felicidad al mundo, pero es obvio que él vive golpeado por la vida.

Hay pequeños vistazos a su pasado de comediante, donde Robert de Niro interpreta a un artista a quien Joker admira. Gotham es un reflejo de Nueva York y en la década de los 80 era una ciudad llena de crímenes, con una desintegración social muy fuerte. El filme quiere reforzar la idea de una gran ciudad que por dentro está podrida.

La cinta explora, sin la presencia de Batman, cómo nace Joker, en la misma ciudad que la dio vida a otros personajes tan particulares. En la película de 2008, “El Caballero de la Noche”, el lema era “muere como un héroe o vive lo suficiente para convertirte en villano”.

Siguiendo con el tráiler, también vemos la enorme transformación de Joaquín Phoenix, que bajó notablemente de peso para encarnar al personaje.

Entre los coprotagonistas se ubican Zazie Beets, que conocemos por Deadpool 2, y quien será el interés amoroso de Joker, o algo parecido. Brett Cullen será Thomas Wayne, el padre de Bruce Wayne (Batman). En este mismo avance tenemos un vistazo de Bruce Wayne de niño, en la escena en que el Guasón le forma una sonrisa introduciendo sus dedos a su boca.

Para hacer la película se manejó un presupuesto sumamente pequeño comparado con otras películas del universo DC: “solamente” 55 millones de dólares, por lo que la apuesta no se basa en los efectos especiales y las proezas de los dobles, sino por un guion sólido y actuaciones, suponemos, memorables.

Entre la paleta de colores usada, destaca sobre todo el azul, que transmite apatía, abandono y tristeza. En un momento Joker menciona “mi madre siempre dice que sonría y ponga cara de felicidad”. No es el monólogo interno que esperaríamos de un villano como Joker, pero si nos muestra de dónde viene.

El cuerpo y las posiciones poco estéticas, mediante el juego de sombras, de nuestro protagonista buscan transmitir la inestabilidad mental y lo enfermizo del ambiente. Un dato interesante es que, por la diferencia de edades con el futuro Batman, se piensa que este joker es en realidad la inspiración de otro villano que vendrá después.

Todo indica que éste será un filme de culto, sin secuelas, y con mucha libertad creativa.

Jerussa Pozo escribe de cine y artes para Brújula Digital.