Política | 14/04/2019

Abogado Eduardo León presenta amparo contra ministro Aguilar para devolución de su título profesional

Abogado Eduardo León presenta amparo contra ministro Aguilar para devolución de su título profesional

Eduardo León (izq.) presentó una demanda contra el ministro Aguilar.

Brújula Digital |15|4|19|
Raúl Peñaranda U.

El abogado Eduardo León, que tuvo una destacada actuación en varios casos contrarios al gobierno y quien fue defensor de la exnovia del presidente Evo Morales, presentará este lunes un amparo constitucional contra el ministro de Educación Roberto Aguilar, por haber anulado ilegalmente su título de jurista.

El abogado se presentará el lunes a las 15:00 horas en el tribunal departamental de La Paz.

León pide que “las autoridades demandadas me restituyan mi Título en Provisión Nacional de Abogado y en su caso autoricen el pago de valores para extenderme a nombre del Estado el título en provisión nacional de abogado que reclamo”.

A León, un abogado que incomodó al oficialismo encabezando notorios casos, le fue sustraído su título de abogado supuestamente porque para obtenerlo presentó una libreta militar falsa. El abogado demostró que ello no es verdad y a la vez recordó que desde 2006, según sentencia del Tribunal Constitucional, no se requiere haber hecho el servicio militar para obtener un título profesional.

Pese a que el ministro Aguilar señaló que León podría obtener nuevamente su título si reiniciaba el trámite en dependencias de esa cartera de Estado, dos años después de ello, usando decenas de triquiñuelas, no lo ha hecho.

Entre otros argumentos dados por los funcionarios de ese Ministerio es que no disponen de los documentos de la Universidad Contemporánea, cerrada en 1999 y que le entregó su título a León. Sin embargo, ese Ministerio es depositario de toda la documentación de universidades bolivianas, más aún de las cerradas.

Las acciones del ministro Aguilar terminaron con la detención de León durante 11 meses en la cárcel de San Pedro, ante un delito que no podía ser considerado de tipo penal puesto que no era un requisito para obtener el título profesional.

Incluso el exrepresentante en la oficina de DDHH de la ONU en Bolivia, Denis Racicot, criticó el trato dado por el Estado contra León. El gobierno lo acusó de tráfico de niños, porque defendía a Zapata, que tenía que ver con el supuesto hijo de Morales. Al no poder detenerlo por esa causa, surgió la acusación de la supuesta libreta militar falsa.

Tras las acusaciones de Aguilar, de la exministra de Transparencia, Lenny Valdivia, y otras autoridades “nuevamente fiscales deshonestos me aprehenden y siguiendo un plan morboso trazado por niveles políticos me despojan de mi título en provisión nacional y mi registro de abogado, generando las condiciones de no contar con un trabajo o actividad lícita”, dice la demanda que presentará León el lunes.

Después, juez 13 cautelar, “cumpliendo el propósito delictivo ordena (que yo) sea encarcelado en el Penal de San Pedro, toda vez que estando sin título en provisión nacional y sin licencia para trabajar de abogado, no tenía, según esta juez, arraigo natural por no tener trabajo ni actividad lícita”, agrega el documento.

León explicó que, en su caso, se ha lesionado el derecho a la educación “debido a que por más de un año (…) el ministro de Educación ha vulnerado mi derecho (…) porque me arrebataron mi título en provisión nacional y mi registro de abogado”.

También se ha violado su derecho al trabajo ya que, sin su título, no puede ejercer su profesión.

Por otro lado, dice la demanda, “se ha producido la flagrante violación de los Derechos Humanos, señalados en la Declaración Universal De los Derechos Humanos”, de León, entre otros, los siguientes: “Toda persona tiene derecho al trabajo, a la libre elección de su trabajo, a condiciones equitativas y satisfactorias de trabajo y a la protección contra el desempleo”; “toda persona tiene derecho, sin discriminación alguna, a igual salario por trabajo igual”; “toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su familia, la salud y el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda, la asistencia médica y los servicios sociales necesarios”; “toda persona tiene derecho a la educación”.